Verdades sobre la búsqueda de empleo


Hoy quiero volver a recordar unos aspectos que ya hemos tratado en este blog, pero que en el día a día se van olvidando porque baja la autoestima y la motivación. Aquí os van:

  • Dale tu curriculum a alguien que trabaje en la empresa. Cuando una empresa busca a alguien lo primero que hace es preguntar a sus empleados si conocen a alguien. Como siempre os digo no es una cuestión de “recomendación” sino de efectividad (así terminan antes). Pero esto puede ser beneficioso porque el empleado tiene buena reputación dentro de la empresa, pero puede ser perjudicial si el empleado no tiene una imagen buena. De todas las formas, las empresas no quieren que se sepa lo que pasa dentro ni les gusta que haya relaciones entre sus empleados. Por eso no contratan a amigos, a parejas, a familiares, etc , porque pueden hacer un bloque frente a la dirección o comentar fuera lo que pasa dentro.
  • No contestes ofertas que no estén definidas o que sean confusas. No hay sueldos maravillosos trabajando en casa, ni grandes ventas por nada.
  • Cuenta sin miedo que estás buscando trabajo y qué tipo de trabajo. Cuenta a tu entorno que estas en actitud positiva de buscar trabajo. Cuantos más lo sepan, mejor. Te saldrán ofertas, te contarán dónde buscan, te ayudará.
  • Nadie te irá a buscar. Lo que siempre decimos en este blog: “nadie lo va a hacer por ti, así que ponte a hacerlo tú”. Lo dicho.
  • Recuerda siempre: ¿qué puedes ofrecer?, ¿Qué te diferencia de los demás? Eso es lo que tendrás que vender o ofrecer a la empresa

Espero que el post de hoy os ayude a enfrentaros a la búsqueda diaria de un empleo.

Autora. Isa Loureiro. Orientadora Profesional.

Anuncios