La entrevista no es una cita


Cuando vamos a una entrevista esperemos que el entrevistador y el entrevistado se comporten como profesionales. Y la entrevista no es el lugar para ligar.

El objetivo de la entrevista está claro. ¿Por qué realizamos una entrevista?

Tienes que tener en cuenta que en una entrevista te tienen que ver como un profesional, y al entrevistador lo tienes que ver como un profesional. Por lo que no te vistas igual que si fueras a una cita, ni la conversación o preguntas tienen ser como si tuvieras en una cita. Olvídate de esto.

El único contacto físico es dar la mano, que si el entrevistador no te la da, tú no tienes que darla. Pero a una distancia socialmente admitida. No hay contacto físico ni acercamiento.

Sigo diciendo lo mismo, hay que respectar los límites, porque hay siempre límites.

Espero que el post de hoy sirva para que todos respectemos a todos.

Autora. Isa Loureiro. Orientadora Profesional.

Anuncios