¿Cuánto quieres cobrar?


¡Uff, Qué dilema! Al preparar las entrevistas con las personas que oriento, les hago la pregunta: ¿cuánto quieres ganar? La respuesta siempre es la misma: ¿qué digo?

Pues vamos a preparar la respuesta. Para ello, empecemos con distintos aspectos que tiene el salario.

Prepara una respuesta. Te va a caer la pregunta en la entrevista, pues llévala preparada. Lo que no puedes hacer es no contestar. Debes ser capaz de dar una respuesta ¿cuál? La que tú quieras, pero tienes que decir nada.

El salario lo sabes y ya está marcado, no te líes ni inventes, porque el sector/puesto ya lo marca por lo “que se paga”. Si tu sueldo está por encima de lo “normal”, provocarás una pregunta: ¿Por qué te tengo que pagar esa diferencia? Me explico. Si el salario son 900€ y tú estás en 1200€, esa diferencia viene porque… tengo más experiencia y puedo realizar más tareas que las que exigen para el puesto (por ejemplo, soy camarero y también puedo llevar la gestión de la cafetería porque trabajé como administrativo en una gestoría; otro ejemplo, soy camarero pero puedo llevar las redes sociales del bar/restaurante porque soy comunity manager).

No te olvides de mirar el convenio del sector o de la empresa. Si conoces a alguien que trabaje en ese sector o puesto pregúntale cuánto gana o como se paga en ese puesto o sector o empresa.

Tampoco te olvides que aparte del sueldo hay otros factores que pueden ser atractivos para un trabajador, como los temas fiscales. Algunas empresas tienen implantado o están implantando beneficios sociales como ayudas a libros, estudios, planes de pensiones, seguros médicos o automóvil, … que no son nada descartables. Y también beneficios fiscales como es la retribución flexible que hay que valorar.

Otro factor que tienes que tener en cuenta es la formación. La empresa o el sector o el puesto puede llevar aparejado un proceso de formación/aprendizaje que te puede interesar. Yo he tenido personas que han entrado en ciertas empresas (de todos los sectores) porque les permitían conocer un aspecto que de otra forma no aprenderían, y después de un tiempo, con esa experiencia y con ese aprendizaje, optar a puestos y empresas mejores.

Pero cuando calcules tu salario y te hagan la pregunta, la respuesta es ¿en bruto o en neto? Ufff¡¡ a lo mejor algunos no sabéis la diferencia. Básicamente el salario bruto es la base de los impuestos y las cotizaciones, mientras el neto es el que recibes. Calculadora de salario bruto y salario neto.

Cuando te lo pregunten, cambia tú la pregunta. Algo así como ¿Cuánto es el sueldo para este puesto? Pero si te pide una cantidad habla de un intervalo, siendo la parte inferior lo que tú si quieres cobrar, para dejar la negociación.

Para finalizar, recordamos que hay que preparar la entrevista (como siempre decimos), pero la respuesta a la pregunta ¿Cuánto quieres ganar? tiene que ser natural, con confianza y solidez.

Espero que el post de hoy os haya gustado.

Autora. Isa Loureiro. Orientadora Profesional.

Anuncios