Elevator pitch para buscar un trabajo


Estoy segura que en alguna ocasión escuchaste “elevator pitch”. Empezamos por decir qué es elevator pitch. Bien, si miramos la Wikipedia es una palabra anglosajona que traduce literalmente como “discurso en ascensor”. Se trata de que tengo que transmitir o dar conocer algo en el tiempo que dura un viaje en ascensor.

Este término que empezó en el mundo empresarial, sobre todo en las startup, en relación a los segundos que tienen los emprendedores para explicar su proyecto empresarial. Como pasa con otras herramientas, se ha introducido en la búsqueda de empleo. En los talleres de orientación laboral se realiza una tarea que es diseñar tu elevator pitch.

Lo que se pretende en la formación es que la persona que busca un empleo tenga un tiempo (máximo dos minutos) para transmitir quién eres profesionalmente. Para hacer esto, necesitas trabajarlo antes, como planificar, organizar,… el mensaje que quieres transmitir.

Es muy bueno que todos, en particular los que buscan un trabajo, realicen este ejercicio de decir en pocos minutos quién eres como profesional, qué dirías de ti, qué diría alguien si tuviera que hablar de ti.

Lo importante es que tengas un discurso estructurado y ordenado porque el tiempo apremia. Por eso tienes que destacar tus conocimientos, tus habilidades, tus competencias, y las tareas y responsabilidades desempeñadas en tu experiencia profesional, incluso tus logros. Todo lo importante para que puedas diferenciarte de los demás candidatos, y así poder destacar la atención de los seleccionadores.

No te olvides de que tienes que destacar aquellos aptitudes que son más adecuadas para el puesto que quieres optar o para la empresa a la que quieres ir. No dejes aspectos personales que pueden dar lugar a diferenciarte de los demás candidatos que optan al mismo puesto.

Pero, insisto, todo esto tiene un tiempo, máximo dos minutos. Así que hay que seleccionar todo lo que quieres decir. Y ahí está la dificultad. No dejes nada para la improvisación.

En todos los consejos que te pueden dar se centran a que sea claro, concreto, y breve. Y las palabras claves, también. Cuando lo estés exponiendo oralmente, es importante que las palabras que te definen, o definen tu profesión o trabajo, se digan y se maticen, para que el oyente sepa de qué estás hablando. Utiliza jerga profesional, te dará una distinción.

Entonces llegamos al punto en donde tenemos que saber cuál es el objetivo de elevator pitch.

Su objetivo es el mismo que el currículum: generar interés y curiosidad para que seleccionador quiera saber algo más de ti, y te llame para la entrevista.

Bien, a estas alturas del artículo, ya tienes que tener claro lo que tienes que decir. Pero ahora viene lo más importante que es: comunicarlo. Tienes que entonar, no hablar alto ni bajo, no tartamudear,… es decir, cuidar toda la comunicación verbal. Pero, ¿y la comunicación no verbal? Si, es importante. Una imagen vale más de mil palabras. Muestra tranquilidad, que te lo crees, que eres vital,… la actitud es lo importante. Nunca mostrar aburrimiento, desesperación, cansino, aburrido,… largo.

Un consejo: evita hablar de problemas, de debilidad, de defectos, de sueldo, de… aprovecha el poco tiempo que tienes para contar y comunicar el candidato perfecto para ese puesto.

Ya verás como con tu elevator pitch aumentarán las oportunidades de trabajo que te van a surgir.

Bien, finalizo. Espero que el post de hoy os haya ayudado. No te olvides que si crees que necesitas ayuda, ponte en contacto conmigo. Buscaremos la mejor forma de poder resolver las dudas a la hora de buscar un trabajo.

Autora. Isa Loureiro. Orientadora Profesional

 

Anuncios