Mejora tus posibilidades de encontrar un empleo


Hoy quiero que hablemos de mejorar mis posibilidades de encontrar un trabajo. Estamos a mediados de septiembre. Ya empieza la rutina de nuestra ciudad, de nuestro pueblo. La familia y amigos ya han vuelto. Todo comienza.

Bien, pues tú también tienes que volver (o empezar) a tu trabajo: buscar trabajo.

Ante todo tienes que ser optimista. Si crees que no va valer para nada que te pongas a buscar trabajo, pues no lo hagas. Pero si por lo contrario crees que si buscas lo encontrarás, pues adelante.

Márcate las metas. Lo que tienes que hacer es planificar tu búsqueda, organizarte, definir los objetivos (y cumplirlos).

Sé proactivo. Me refiero que no tengan que estar detrás de ti, sino que tú seas el que esté buscando.

Cambia. Si lo que estuviste haciendo hasta ahora no te ayuda. Pues cambia el plan de búsqueda de empleo.  Y si viste que fuiste avanzando, reorganiza el plan.

Formación continúa. Busca que es lo que están requiriendo para el puesto. Si no lo tienes o te falta, proponte aprenderlo. El mercado laboral es cada vez más competitivo y no hay puesto que no tenga cambios tecnológicos, legales, producción, etc

Repasa tu red de contactos. Vuelve a contactar con ellos, una llamada, un mensaje, un email para preguntar qué tal el verano, no viene mal. Recuerda que la tu red de contactos, tu mejor aliada.

Visibilidad. No te olvides de volver a tus redes sociales. Tu plan de búsqueda de empleo 2.0

Volvemos al trabajo, a la rutina. Para eso márcate un horario, un sitio y tu agenda.

Bien, ya termino. Espero que te haya gustado el post de hoy. Recuerda que si te puedo ayudar como orientadora profesionalponte en contacto conmigo.

Anuncios

Elabora un plan de acción para buscar trabajo


Si continuas buscando trabajo o vas a empezar a buscarlo, estás en el sitio adecuado. Hoy quiero que hablemos de cómo elaboro mi plan para conseguir ese empleo que quiero.

Para que te sea más fácil tendrás que seguir unas pautas y así poder alcanzar el objetivo esperado (encontrar un trabajo).

Cuando hablamos de “planificar” decimos que es un esfuerzo que se realiza para cumplir objetivos y hacer realidad distintos propósitos.

Para poder llegar al objetivo es necesario ir pasando distintas fases que se definen en el momento de comenzar, además de usar diferentes recursos y herramientas.

Sin embargo, planificar desde el punto de vista de la orientación laboral, es “plantear, organizar y gestionar estratégicamente una serie de tareas para encontrar el empleo deseado”.

A estas alturas me preguntas: ¿por qué necesito planificar mi búsqueda de empleo?

Es verdad que la mayoría de las personas que buscan trabajo lo que realizan es enviar/entregar currículum a todas las ofertas que se presentan (sino no las hay, me presento igual “por si acaso sale algo”). Ya hemos dicho en este blog que ese es el mayor error

¡Hazte un currículum!

La razón primordial de tener un plan de acción para buscar trabajo es optimizar los recursos. Es decir, no es enviar por enviar (perdemos tiempo, no nos contestan, nos deprimimos y gastamos dinero y tiempo) sino concentrar los envíos en los puestos concretos y en las empresas determinadas.

Es decir, aumentar la productividad en el proceso de búsqueda, además de conseguir no desmotivarte y no decaigas en la búsqueda de empleo. Lo que quiero es que no de desesperes y no abandones.

Por mi experiencia en la orientación laboral, es que las personas que “están acostumbradas a planificar” le resulta más fácil. Pero, las que no “planifican” habitualmente, les es un poco más complicado.

Elaborar un plan de acción para buscar trabajo te ayuda a desarrollar tu competencia de planificación, muy valorada en el mercado laboral.

Empezamos. Dividimos nuestro plan en tres partes:

¿Qué puedo o sé hacer?

Tengo que pensar qué tareas o actividades, responsabilidades puedo hacer y así buscar un trabajo.

Para hacerlo repasa toda tu experiencia profesional. Piensa en todo lo que has hecho a lo largo de tu vida laboral, bien en empresas como en actividades de voluntario, o en la realización de prácticas no laborales de los cursos o de los ciclos de formación profesional.

También, repasa todo lo que has estudiado, los módulos de los cursos, de los másteres.

Todo por escrito. Te ayudará a verlo. Repásalo las veces que te haga falta. No tengas prisa, tomate el tiempo que haga falta.

Organiza toda la información que has recopilado

Una vez que tengas todas las tareas, funciones y responsabilidades, y todo lo que estudiaste o te formaste a lo largo de tu vida laboral. Tienes que agruparlas por grupos. Tienes que ver que ocupaciones o profesiones puedes ejecutar esta experiencia y formación.

A estas alturas ya tienes un gran camino hecho. Esto es lo más difícil. Ahora, ya cuentas con una gran materia prima para elaborar tu plan.

Tercero. Realizar mi seguimiento en buscar trabajo

¿Cómo hago mi seguimiento? y ¿dónde registro mi actividad para buscar trabajo? pues sencillo: en una agenda.

Tienes que tener una agenda de búsqueda de empleo en donde puedas apuntar desde a dónde envías el currículum, los portales en dónde estás registrado, las ofertas que contestas, etc.

Además, apuntar las tareas que tienes o has hecho. Donde está el horario para buscar trabajo. En pocas palabras, tener todo a mano y todo registrado.

Necesitar buscarte un sitio para buscar trabajo y tener un horario

Antes de terminar, quiero que sepas que no es fácil. Comienza despacio. Vete poco a poco, día a día.

Finalizo, espero que el post de hoy te ayude y si te puedo ayudar como orientadora profesional, contacta conmigo

Linkedin puede ayudarte a buscar un trabajo


Lo bueno que tienen las redes sociales es que están al alcance de todo el mundo, en cualquier lugar, en cualquier momento.

Linkedin es la red social profesional más extensa que te puede ayudar a encontrar trabajo, aumentar los clientes, abrir nuevos mercados, ampliar tus contactos, conocer lo que se hace en otros sitios, etc.

Hoy quiero que hablemos de unos pequeños trucos que harán que le saques mejor partido a tu perfil.

Define una estrategia. Tienes que contestar a la pregunta: ¿Qué quiero conseguir?. Es fundamental para ver qué le vas a contestar a las personas que contacten contigo, cómo es el perfil de las personas que busco contactar, etc.

Tu momento del día Linkedin. Debes integrar la red a tu vida diaria. El tiempo que le dediques será en función de la estrategia que hayas definido. Recuerda que las redes roban tiempo. Dedícales lo que hayas definido.

El perfil completo y bien estructurado. Es fundamental para poder salir en las primaras posiciones en las búsquedas que se realicen en linkedin.

Mejora tu posición en Linkedin

Tu red de contactos. Una vez completado tu perfil, ahora tienes que buscar los contactos. Crear la red de contactos. Puedes buscarlos por código postal y contactaras con personas y empresas muy cerca de ti.

¿Cómo optimizo mi red de contactos?

Busca tus grupos. Nos agrupamos por afinidad. Busca los grupos que sean acorde con tu perfil. Si yo soy orientadora laboral tendré que unirme a grupos de esa temática. Los grupos sobre caballos…. los dejo para otras redes sociales. Unirte a los grupos te va a permitir que invites a personas que están compartiendo tu misma profesión o sector.

Habla y participa. Tener un perfil sin que compartas, o como se dice ahora, interactúa. Comparte información propia (de tu blog) o de otra persona (noticias en el periódico) sobre la temática relacionada con tu blog. Participa en los grupos. Responde a los comentarios.

Importante, no te olvides de cuidar las formas. Aunque sean relaciones virtuales, son relaciones entre personas. Lo que no dirías, harías, y demás en persona, no lo hagas en la red. La gente no quiere contactar con gente maleducada.

Recuerda que es una red profesional. A todos nos gusta que nos saluden por nuestro nombre, tratar con respecto a las personas que no conocemos, y si las conocemos estamos en un ambiente profesional, no en el “bar”.

Por supuesto, doy por supuesto que no vas a escribir con abreviaturas, ni faltas de ortografía.

No seas pesado. Si tienes un contacto no lo “bombardes a correos”. Contacta a través del email de linkedin.

Recuerda que tener tu red perfecta, lleva tiempo. Te dejo más información sobre linkedin que puede ayudarte

Espero que el post de hoy te haya ayudado. Recuerda que si te puedo ayudar como orientadora profesional contacta conmigo

Autora. Isa Loureiro. Orientadora Profesional.

¿Por qué te infravaloras?


Es muy habitual que las personas que buscan trabajo, sobre todo los que llevan un tiempo, se infravaloren. La situación de desempleo hace que las personas trabajadoras se lleguen a sentir inferiores.

Ese es el verdadero problema del desempleo, sobre todo de larga duración. La infravaloración nos impide crecer, nos ciega, no nos deja caminar hacia el objetivo. Al final no luchamos por lo que creemos.

Sé que todo está en nuestra cabeza, en nuestros pensamientos, en lo que nos dicen los demás. Nos da respecto, nos limita, y nos impide avanzar.

Piensa que consigues infravalorándote, ¿un empleo? … ¿estás seguro?

Por eso podemos afirmar que los límites están en nuestra cabeza. Nuestras creencias más profundas son las que nos mueven hacia una conducta o otra. Dependiendo del día, iremos de un lado a otro como una pelota.

A la hora de buscar un empleo, desde el inicio, todo son problemas, además nos dicen ¿para qué vas?, entonces mejor dejarlo. Pero cuando nos dice que empezó a trabajar, decimos “qué suerte”. Pues no, lo consiguió porque se lo trabajó, se lo creyó, y lo logró.

La búsqueda de trabajo sólo depende de ti, por mucho que digan, escuches u oigas.

Tenemos que creer en nosotros mismos. Conocer bien qué somos y a dónde queremos ir. Es la única manera de levantar nuestra autoestima.

Si llegar a buscar trabajo es ver una puerta cerrada. Entonces sacaremos la fuerza suficiente para abrir la puerta y ver lo que hay detrás de ella. Estoy convencida que nos espera un maravillo sitio donde estar.

La mejor manera de acabar con nuestra infravaloración es aprender a creer en nosotros mismos.

No podemos consentir que nos digan lo que tenemos o no que hacer. Si fuera tan fácil, estoy convencida que esa persona lo haría. Y si pudiera, si tuviera ganas, si estuviera con fuerza, también no lo haría o lo haría mejor.

Recuerda que todo el mundo puede, si lo estudia, se prepara, lo trabaja, se lo cree, lo lucha, y pon todo lo que quieras, pero ponte a hacerlo.

Si no te demuestras que tú vales, es imposible que se lo demuestres a la empresa cuando vayas a una entrevista.

Debes confiar en ti mismo, en tu potencial, quítate tus ataduras inútiles, vacía mochila, y, ya verás cómo puedes lograrlo.

Espero que el post de hoy te haya ayudado. Recuerda que si te puedo ayudar como orientadora profesional contacta conmigo

Autora. Isa Loureiro. Orientadora Profesional.

Responde bien a una oferta


Muchas personas que oriento me dicen que envían directamente el currículum por email sin una presentación. Y eso, para mí, es un error.

Cuando respondemos a una oferta (incluido en Infojobs) tenemos que hacer “nuestra carta de presentación” que es el email.

Aunque sea un email, y no una carta en papel, no quiere decir que cuidemos los detalles.  Tenemos que saber que cómo nos presentamos, así nos van a ver los demás. Diferenciar entre un colega y una persona que nos va a seleccionar.

Sin faltas de ortografía. Evidente, ¿no?. Bien, léelo, pásale el corrector, lo que quieras, pero sin faltas.

Cuida la redacción. La manera de expresarte (demasiado formal o demasiado informal) me dará la imagen de hacerme una imagen de ti. Si está es buena, no hay problema, pero si es negativa, te van a descartar.

Sobre todo, si el puesto es para “comunicarte” con la clientela de la empresa, tu carta de presentación será la “prueba de selección” que los demás puestos no tendrán.

En el apartado “asunto” del email, tienes que poner algo. Quien lo recibe quiere saber para qué le enviaste el email. Si se trata de una autocandidatura,  pon algo así como “CV puesto XXXX”. Si lo envías al email general de la empresa puedes poner “Departamento de RRHH/selección de personal/…”.

Si simplemente es para contestar una oferta, en el asunto tienes que poner la referencia o el nombre de la oferta que se trate. Algo así como “Oferta XXXX/ nº referencia/…”.

El email tiene estructura (igual que la carta)

Saludo. Unos buenos días o buenas tardes, no está mal. También puedes poner “Estimado/a Sr/a,” si es muy formal. Nunca un Hola, aunque conozcas a la persona.

Motivo por el que envías el currículum. Si es para contestar a una oferta, pues decirle dónde lo viste, qué oferta, para qué puesto, … Si es una autocandidatura, que quieres optar al puesto XXXXXX.

Tú vales para ese puesto. Lo tienes que tener claro. Yo cumplo los requisitos exigidos porque tienes la experiencia en… o la formación específica… o… lo que sea pero corto (recordamos que el currículum va adjunto).

Provocar la entrevista y participar en el proceso de selección.

Recuerda que tiene que facilitar la lectura de la empresa. No escribas párrafos de más de tres líneas, y que cada uno trate de un tema.

Finalmente, despídete y firma el email. Pon tu nombre completo o por lo menos nombre y un apellido. Pon un teléfono de contacto y email. Solo con el objetivo de que a vista tenga los datos para contactar contigo.

Adjunta el archivo son el currículum. ¿Cómo personalizo mi archivo del curriculum?

Espero que el post de hoy te haya ayudado. Recuerda que si te puedo ayudar como orientadora profesional contacta conmigo

Autora. Isa Loureiro. Orientadora Profesional.