Véndete como profesional


Hoy quiero que hablemos de qué tengo que hacer para poder proyectar mi imagen como profesional.

Cuando hablamos de promocionar personas nos olvidamos de que el marketing también nos puede ayudar.

Vamos a ver unos pequeños consejillos que nos pueden ayudar a que nuestra imagen profesional tenga una mejor visualización.

  • Identifica tus fortalezas y debilidades
  • Destaca en qué áreas donde puedes potenciar tus habilidades
  • Define tus objetivos
  • Concreta tus metas a donde quieres llegar
  • Cómo te ven los demás
  • Quién te valora
  • Crea tu red de contactos
  • Actualízate
  • Demuestra confiabilidad
  • Muestra tu seguridad
  • Diferénciate
  • Resalta tus logros
  • Cuida los detalles de tu imagen
  • Proactivo

Creo que son muchas cosas…

Finalizo, espero que el post de hoy te ayude y si te puedo ayudar como orientadora profesional, contacta conmigo

Anuncios

Reclutar en redes sociales 


Cuando una empresa necesita seleccionar a candidato/s para puestos vacantes, puede que se encuentre con una cantidad de email archivados o una pila de currículum en papel. También puede ocurrir que la empresa de selección también se encuentre en esta situación.

Lo que necesita la empresa (sobre todo la Pyme o Micropyme) es actualizar su base de datos o, por lo contrario, buscar a los candidatos que necesita en las redes sociales.

Es un problema para la empresa. No poder acceder a currículum actualizados del personal que necesita. Así que siempre va a depender de “conocidos” y de empresas que le buscan a “algún conocido”.

Por eso, cuando le comento a las personas que oriento que tienen que estar en redes sociales para que la empresa le encuentre, me dicen: “¿quién me va a encontrar? Las empresas siempre seleccionan a “conocidos”.

Muchas empresas (al igual que pasa a muchos desempleados) no utilizan óptimamente las redes sociales. Lo consideran que es “para otros y no para mi”, pero se equivocan.

Poder abrir una cuenta de la empresa en Twitter o Linkedin, o en cualquier otra red, no es difícil ni le llevará tiempo.

Lo normal es que empezará a hacerse “amigo” y a seguir a amigos, colegas y a algún conocido. Pero estos no se van a servir para buscar los perfiles que necesita la empresa. Tampoco compartirán las noticias ni las ofertas de la empresa.

Por eso, las empresas (pequeñas) no le son rentables ni productivas las redes sociales. No las utilizan como debía ser. No alcanzan la visibilidad que sus productos necesitan, ni tampoco pueden seleccionar a los mejores candidatos, sin pasar por una ETT o un Infojobs o Infoempleo.

Lo que se olvidan las empresas es que la presencia en redes sociales necesita tiempo y cualificación. Lo que las usamos sabemos que consume tiempo (como cualquier jornada laboral) y también se requiere tener conocimientos de marketing digital (aunque sean básicos).

Pasa igual con los desempleados. Piensan que por tener un perfil en Linkedin y en Twitter van a tener muchas nuevas oportunidades. Y no es así. Las redes como las amistades necesitan tiempo y conocer cómo funciona.

Creo en las redes sociales. Son la puerta para nuevas oportunidades. Hay que saberlas utilizar y usar.

Necesitan elaborar un plan estratégico para llegar al objetivo marcado, a los clientes potenciales, para que sus productos o servicios sean visibles por sus clientes. Al mismo tiempo, que las personas que tiene el perfil perfil profesional para la empresa, también sigan a la empresa y respondan a la ofertas.

Cuando una empresa no encuentra candidatos para el puesto, lo que debía de hacer, bajo mi modesto punto de vista, es bajar los criterios de selección. Valorar los candidatos que, aunque no cumplan con todos los requisitos descritos en la oferta,  tengan potencial de aprender y aportar.

En este caso las redes sociales son complementarias en la primera criba, porque podemos ver el perfil profesional completo del candidato de que tenemos su currículum.

Además, no hay que olvidar que según el perfil profesional podemos acudir a facultades, centros de formación profesional, ayuntamientos,… e incluso a los orientadores profesionales que pueden facilitarle un currículum adaptado a sus necesidades.

Finalizo, espero que el post de hoy te ayude y si te puedo ayudar como orientadora profesional, contacta conmigo

Por qué me descartan en Infojobs


Una persona que orienté me comenta que no sabe por qué pero en Infojobs siempre le descartan, incluso piensa que ni se molestan en leer su currículum.

Si a ti también te pasa esto, vamos a saber por qué te descartan y así poder corregirlo.

Para que no seas descartado tienes que “controlar” unas variables. Sin embargo, no en todos los casos podemos evitar que nos descartes, porque hay algunas (variables) que no dependen de ti, pero las que puedas controlar, corrígelo.

En el panel que tienen las empresas, hay un apartado que se llama “candidatos inscritos” (a la oferta concreta).

Cuando la empresa entra, lo que ve es una lista de datos. En las columnas aparecen: nombre, adecuación, fecha de inscripción, edad, titulo, provincia, experiencia, sueldo, último puesto, nota final. Puede filtrar por estas categorías.

En cada nombre la empresa puede entrar en cada uno de los candidatos si les interesa y ver el currículum en detalle.

Por eso te digo que para que te vean en este panel de “inscritos” no puedes cometer errores que se vean a simple vista, y de este modo la empresa entraría en tu currículum y verá que eres el mejor candidato. De otra forma, ya te rechaza sin entrar en tu currículum.

Como te decía, la empresa tiene una serie de filtros para clasificar a los inscritos por diferentes categorías (país, provincia, edad, categoría profesional, titulación, años de experiencia, salario bruto por año).

Entonces, la empresa ya descarta a los seleccionados por un simple filtro. No puedes hacer nada. Si eres de una provincia y filtran por la provincia de la empresa, tú ya quedas fuera de la pantalla. Lo mismo por otros criterios que establecen. Esto es lo que no puedes controlar.

Lo que no pueden es filtrar por sexo, ya que es ilegal. Pero si quieren una persona de un determinado sexo, fijándose en el nombre ya les vale. Pero lo que os llamáis Andrea (en Italia) o los nombres “no habituales en España” donde se puede ver si eres chico o chica (María, Pepe) ahí tenéis una ventaja o un inconveniente, en función de lo que seleccionen.

Lo mismo pasa con la edad. No es un requisito en las ofertas, pero pueden filtrar.

Por estas dos variables que no puedes controlar, también puedes ser descartado sin que lean tu currículum.

Para remediarlo, si en la oferta te pone la empresa, busca sus datos de contacto, y envía tu currículum por email o como te digan. Lo que puede pasar es que la empresa no mire, ni seleccione a nadie en Infojobs, ya que es un lio buscar entre más de 500 candidatos. Al final se dediquen a hacerlo entre los email que se les envie.

Otra cosa, si ves que una empresa ha visto tu currículum, haz lo mismo, envíale tu candidatura para el puesto. A lo mejor tienes más posibilidades que te llamen para la entrevista.

Otro detalle de los datos que le aparece a la empresa es que salen primero los últimos en inscribirse. Así que si eres el primero y en una hora se apuntaron 300, aparecerás en la última página. Así que no te verán.

No lo puedes controlar. Si la empresa decide ver el panel a las 8 de la tarde o a las 8 de la mañana del día siguiente o después de una semana,…. Eso no depende de ti.

Lo que te salva es que al apartado “adecuación” habitualmente los seleccionadores no le hacen mucho caso. Infojobs en función de cómo esté tu perfil (si está todo o parte cubierto, de las palabras claves, de los datos, etc) realiza una adecuación de tu perfil al puesto ofrecido (que también van a valorar lo que la empresa ha requerido para el puesto). Lo adecua de 0 a 5. Pero lo hace Infojobs en función de sus variables. Por eso los reclutadores no lo hacen mucho caso.

En el apartado “formación” pone el mayor obtenido. Es decir, si eres licenciado y además tienes un ciclo superior, aparecerá la licenciatura o grado. Si no entran en tu currículum no lo verán. Serás descartado si es un requisito.

En el apartado “experiencia” pone la suma de todos tus trabajos, no en el puesto. Aquí sí que puedes “arreglarlo”. Tienes que cumplimentar toda la experiencia con todos los datos. Porque habitualmente las empresas quieren gente con más experiencia que con menos. Entonces, si requieren “con más de 1 año”, tú aparecerás (1,5 año en el puesto y los demás puestos, por ejemplo).

En el apartado “salario bruto/año” hay muchos errores. Cuando cumplimentas el perfil, el dato de “salario mínimo aceptable” introduces una cantidad.

Infojobs te permite hacerlo en bruto/mes y bruto/año. Ponlo siempre en bruto/año. ¿Por qué? Porque si piensas que es anual y pones 30.000 €, Infojobs lo multiplica por 12. Entonces tú quieres ganar 360.000€. En la pantalla del seleccionador aparecerá esta cantidad, que es evidente que es un error.

En el salario no que quedes ni por encima ni por debajo, sino el adecuado. Pon lo normal que suele pagarse. Por ejemplo, puede ser que en tu anterior empleo de teleoperadora ganaras 2.000€ porque el salario+antigüedad+comisiones+otros conceptos, pero en el convenio de televenta un teleoperador está en torno a 900€. Pues ajústalo.

Vamos a recordar una cosa. Si te quedas por debajo, el seleccionador cree que no reúnes la experiencia requerida, ya que no te valoras como profesional. También puede pasar que si te citan a la entrevista, haber marcado un salario más bajo de lo habitual para el puesto, limita tus posibilidades de negociación con la empresa.

Por lo contrario, si tus expectativas son altas, puede ocurrir que ni te llamen para la entrevista.

Donde se fija mucho el seleccionador es “último puesto” y es un motivo de descarte. Lo que quieren es que tengas una “carrera profesional” relacionada con una materia. Por ejemplo, las personas que tienen diferentes empleos, lo tienen más difícil. Por lo contrario, las personas que tienen empleos relacionados, tienen más posibilidades de ver su currículum.

Por ejemplo, si me inscribo a una oferta de “administrativo” y mi último trabajo pone “comercial”, lo normal es que me descarten.

Aquí hay un truco. Define lo más posible le puesto. Si eras “comercial”, pon mejor “administrativo comercial”.

Un error habitual es confundir el puesto con el sector. Puedes ser administrativo en el sector de la hostelería, en las TIC, o en construcción. Pero eres administrativo, no “IT”.

La verdad es que cuando hay muchos candidatos, una manera de seleccionar es por eliminación. Si busco un administrativo, y tu último puesto fue de fotógrafo, y como tengo más candidatos, te descarte.

En este caso, yo volvería a enviarle a la empresa mi currículum por funcional por competencias, acompañando con una carta de presentación, explicando mi formación y/o experiencia en el puesto.

Finalmente, Infojobs estable, en la última columna de panel de control de la empresa, una nota. Sólo aparece cuando la empresa activa la opción “Killer Questions”. ¿Qué son? Cuando te inscribes y la empresa te hace un cuestionario. Bien, la nota que aparece es si el candidato cumple con los requisitos mínimos que establezco. Así que cuando respondas, hazlo bien, para tener una buena nota.

Finalizo. A estas alturas te preguntarás: ¿qué tengo que hacer para no ser descartado?

Pues es sencillo. Tienes que cumplimentar cuidadosamente tu perfil en Infojobs (y lo mismo en los demás portales porque funcionan todos igual o parecido).

Recuerda que puedes crear diferentes currículum en el mismo perfil, así podrás inscribirte a diferentes puestos sin ser descartado. Como por ejemplo, tener un currículum para teleoperadora y otro para administrativo.

Cuida los detalles para no ser descartado. Por ejemplo, si quiero trasladarme a una provincia porque ahí está “mi amor”, pues en dirección pon la provincia de destino. Así no te descartan por no ser de esa provincia.

Finalizo, espero que el post de hoy te ayude y si te puedo ayudar como orientadora profesional, contacta conmigo

Nunca dejes tu extracto de Linkedin en blanco


En el extracto de Linkedin es donde tenemos que describir nuestras habilidades, capacidades y competencias para ser visibles en la red. No podemos poner por poner. Hay límite: 2.000 caracteres. Así que la redacción es complicada.

Lo que figure en el extracto un resumen de mi perfil profesional, lo que puedo hacer, lo que sé hacer. Es decir, quién soy yo.

Cuando alguien entra en tu perfil, lo primero que ve es el extracto, y con lo que lea se hará una idea de tu perfil profesional. Entonces, continuará o no leyendo el resto del perfil.

Es el único espacio del perfil del Linkedin en donde podemos ser creativos, mostrarnos como somos. Puedes adjuntar el enlace a tu videocv o a tu web o blog. En el extracto está nuestra diferenciación.

Tenemos que darle un toque personal. Los profesionales (trabajadores y empresas) somos personas. No podemos mostrarnos fríos ni distantes. Tenemos emociones y debamos gestionarlas.

Antes de ponerte a redactar tu extracto, tienes que tener en cuenta lo siguiente: encontrar-gustar-contactar.

Es el proceso que seguimos en las búsquedas. Primero, aparecemos. Después, ven nuestro extrato. Finalmente, si lo que leyeron les gustó o es lo que andan buscando, pues leen nuestro perfil (que es nuestro currículum). Has logrado el objetivo: ¡provocar el contacto!

¿Qué significa contactar? Te enviaran email para realizar la entrevista, o unirte a la red de contactos, o tener una colaboración profesional.

Las personas que oriento, cuando veo sus perfiles, muchos de ellos son un resumen de su currículum (estudios, experiencia) pero esa no es la función. Lo que tienes que hacer es resumir tu perfil, pero con tus palabras. Eso con tus palabras, como si fueras tú quién lo dijera. Por eso, no copies los de otros perfiles semejantes al tuyo.

A esta altura de post comienzan las preguntas: ¿qué pongo?, ¿qué hago?, ¿qué cuento? ….

La verdad que no sé que debes poner. Porque somos nosotros los únicos que sabemos lo que somos y lo que sabemos hacer. El extracto es muy personal.

Lo que tengo claro es que el extracto te muestres como persona que sabe ejercer un trabajo. No como solo un trabajador. Destaca tus competencias personales y relaciónalas con las profesionales. Muestra tus fortalezas y debilidades.

Pautas para redactar tu extracto

  • Habla en 1º persona. Es tu perfil. Eres tú.
  • Dime cuál es tu objetivo profesional
  • Destaca tus competencias, tus puntos fuertes, lo que te hace diferente frente a los demás competidores.
  • Acuérdate de los que estuvieron contigo, del equipo, de los compañeros/as, de los colegas (de profesión). Sobre todo de los que aprendiste algo que es importante para ti.
  • Hazlo tuyo. Habla de los valores, de los objetivos, de los logros,…
  • No te olvides de tu pasión, de lo que realmente te ha hecho feliz,….

Recuerda: sólo tienes 2.000 caracteres (espacios incluidos)para decirle al mundo: quién eres. Dile que vale la pena que siga leyendo. Es tu tarjeta de visita.

Ponte a redactar

Lo que tenemos que tener claro es que el extracto no es una carta de presentación. Ni tampoco un resumen de mi currículum. No es una bio. Es una tarjeta de presentación. Aclarado esto, empezamos a redactar.

Lo haces para decir quién soy y qué me diferencia de los demás perfiles parecidos al mío. Tiene que decir algo porque sino los seleccionadores no siguen leyendo el resto del perfil.

El contenido del extracto

Tiene que contener los siguientes puntos:

  • ¿Quién es?: estudios, habilidades, capacidades, hobbies…
  • ¿Qué haces/sabes hacer? puesto, funciones, tareas, responsabilidades,…
  • ¿Qué ofrece/aportas? Porque vale la pena contratarnos para la empresa por conocimientos, competencias, experiencia, formación, etc.

Tienes que tener claro que no redactas tu extracto para tener el perfil completo. Por otro lado, si el extracto no aporta valor al perfil tampoco sirve para mucho. La verdad, mejor no lo hagas.

Qué no poner en el extracto

Tienes que tener claro que unas veces podrás acertar y en otras veces equivocarte. Bien, va en el aprendizaje. Todo lo que hagas o digas en Linkedin va a tener una repercusión positiva o negativa en el mercado laboral. No te agobies. Es el día a día.

Por eso quiero contarte lo que recomendamos que no pongas (por si acaso):

  • Llenar por llenar 2.000 caracteres. Sin contenido. Bla, bla, bla, bla,
  • Sé concreto, breve, no te enrolles, no te lies.
  • Tiene que hacer algun enlace a algo. A un blog, a un videocv, a alguna red (facebook o twitter)
  • Que no sea un ladrillo. Que sea fácil de leer.

Y …. Un email para contactar (¡Por favor!)

Espero que el post de hoy te haya ayudado. Si te puedo ayudar como orientadora profesional contacta conmigo

Autora. Isa Loureiro. Orientadora Profesional.