Qué hace que tu currículum sea diferente


Sabemos que el objetivo del currículum es provocar la entrevista. Si no te llaman para entrevistarte, el currículum no vale. En las consultas que tengo, la mayoría de los orientados me preguntan qué plantilla es mejor o como presentar el currículum.

Lo que les comento es que la diferencia entre un currículum no es el diseño que tenga, los colores, el tipo de letra, sino la información que contiene.

Ya comenté en otros post, que lo que realmente diferencia un currículum de otro es que lo que aprendiste en el pasado, lo puedes ejercer en el futuro. Más info sobre currículum

Hoy vamos a hablar de lo que tienes que resaltar para que tu currículum pase la criba y te llamen para la entrevista.

Lo que realmente es importante es que el seleccionador, al golpe de vista, pueda ver que tú le vas a resolver el problema que tiene. Recordamos que si en la empresa hay alguien que pueda hacer ese trabajo o ejecutar la tarea, no van a buscar a nadie, ni a contratar a nadie.

Siempre decimos que cada currículum es único. Adaptado a la oferta a la que contestas y a la empresa a la que la envías. No vale el hacer un currículum y enviarlo masivamente a todas las empresas y a todos los puestos.

En muchos artículos de búsqueda de empleo, en manuales de cómo hacer tu currículum, en diferentes foros, siempre se habla del currículum perfecto. Pero no existe. El currículum será mejor o peor según quien lo lea, según para que oferta se presenta, según el momento en el que nos encontremos.

Lo que tienes que hacer es leer bien la oferta, informarte de la empresa. Entonces, una vez que lo realices el currículum tienes que enfatizar lo que la empresa está buscando. Si hay algún requisito importante o funciones o tareas que tiene que ejercer, lo tienes que destacar por qué sabes hacerlo y dónde lo aprendiste.

Otro aspecto que tenemos que tener en cuenta es que la persona que selecciona se lee una cantidad inmensa de currículums. Por lo que todos (o la mayoría) dicen lo mismo, e incluso el formato es el mismo y ves que se usan las mismas plantillas.

Entonces, facilítale el trabajo al seleccionador, haciendo lo siguiente:

Sé breve. Cuenta todo en dos hojas, si puedes en una. Sin embargo, no pongas todo pegado ni con grandes separaciones, porque se nota.

Visible. Que se pueda ver todo a golpe de vista. Con un tipo de letra legible, con un tamaño normal, los colores claros.

Ordenado. Datos de contacto, perfil profesional (habilidades, puntos fuertes), formación (formal, informal y no formal), datos de interés.

Agrupa la información, remarcando lo importante con negrilla. Huye de listados, de relación de fechas, de viñetas, porque ocupan espacio y no dan información relevante. Ni párrafos largos porque da la sensación de “latazo” y no se leen.

No pongas de titulo “currículum vitae” sino encabézalo con la definición de tu perfil profesional

Resalta tus habilidades y tus puntos fuertes en las funciones que has desarrollado y/o en la formación que has realizado. Es más importante que expongas el cómo (desarrollabas tus actividades) que el qué (las actividades que desarrollabas).

Por supuesto, cada explicación debe ir enfocada a resaltar todas las cualidades solicitadas en la oferta de trabajo, y debes cambiarla en cada oferta a la que te presentas.

Tu foto habla de ti La foto de tu currículum

Después de todo esto, tenemos que tener claro que la base de un currículum no es poner todo, no es contar tu vida. Ya podrás defenderte en la entrevista. Pero para eso es necesario que te llamen para concertarla.

La base de un buen currículum o del currículum perfecto es dar la información precisa, para que el seleccionador pueda ver que vale la pena llamarte para conocerte y ampliar la información que necesita.

Ya comenté antes (más arriba) que el truco es leer muy atentamente la oferta, saber qué necesitan y conocer la empresa para ver cómo quieren el currículum.

Tienes que cambiar el chip. Piensa que lo que importa no es lo que ofreces, sino que la empresa está buscando. Tenemos que vendernos, mostrando las cualidades que busca la empresa.

Finalizo, espero que el post de hoy te ayude y si te puedo ayudar como orientadora profesional, contacta conmigo

Anuncios

Redacta bien tu currículum


Me llegó un currículum de una persona que oriento y hay que darle una vuelta. Por eso quiero que hoy hablemos de algo tan fundamental en un currículum como es su redacción.

Una vez que pasamos la criba, el seleccionador va a leer nuestro currículum. Sí, una vez que le echa el vistazo a golpe de vista, lo separa. Pero a donde se le van los ojos son a la falta de redacción, faltas y demás.

Un buen currículum debe servir para saber si el candidato es la persona idónea para el puesto y para la empresa. Por la sencilla lectura de un currículum lo que sacan los seleccionadores es una idea de sus cualidades, desde su capacidad para la organización, planificación del puesto como la obtención de resultados y consecución de objetivos.

Por eso toda la información cumpla unos requisitos:

  • Conciso. No más de 2 hojas. Que todo lo importante para el puesto esté en la primera hoja.
  • Tus datos. Los datos de contacto: teléfono, email, enlace de Linkedin (u otra red).
  • La información tiene que ser breve, relevante y cierta. No le lies, no te andes por las ramas, ni mientas, vete al grano.
  • No caigas en frases que no dicen nada.
  • Usa frases cortas y palabras sencillas.
  • Se trata que una persona que no sepa nada de ti ni el puesto, le quede claro quién eres.
  • No adornes, ni exageres, ni te vayas fuera de la realidad. Las personas que seleccionan ya han visto muchos, ya han leído lo mismo varias veces.
  • No creas expectativas que no puedes alcanzar. Te van a pillar antes (en la entrevista) o después (periodo de prueba).
  • No me interesa “a que dedicas el tiempo libre”, si no tiene nada que ver con el puesto. Por ejemplo, si te gusta la pesca de rio, y quieres trabajar en una tienda que venden cañas para pescar, claro que es relevante. Pero si vas para un taller mecánico que pesques, la verdad no me sirve.

Dar la impresión de aquí se viene a trabajar, no dar una impresión de inmadurez

  • Estructura bien la información. Organiza los apartados, ordena en función de la relevancia (de lo más reciente a lo más antiguo).
  • Empieza por lo que realmente te diferencia de los demás candidatos. En la mayoría será la experiencia (sobre todo si es larga) pero que sea relacionada con el puesto, independiente si viene del mundo laboral o del voluntariado.
  • Si no tienes experiencia, comienza por la formación más actual y valiosa. Recuerda que la formación puede ser más valiosa que la experiencia, pero en general sólo es determinante en caso de igualdad entre candidatos.
  • Destaca los logros

En resumen, lo que tienes que lograr es despertar el interés del seleccionador con un simple vistazo para que te llame para la entrevista.

Cada frase de tu currículum debe ser un cebo para llegar al interés. Para ello tienes que conseguir que detrás de cada afirmación hay una buena historia que será interesante conocer en una entrevista. No le vas a defraudar.

Sin embargo, el currículum seleccionado será el que demuestre las competencias relevantes para el puesto.

Vamos a poner ejemplos:

Si piden inglés, manda el currículum en inglés.

Si piden tener conocimientos de office, manda el currículum en un formato que se note que usas el office.

Si necesitan hablar en público, adjunta una charla o un pequeña grabación para que te escuchen.

Debe quedar claro que estás demostraciones complementarias a tu currículum, no lo sustituyen ni van a quitarle el objetivo primordial del currículum: llamarte para la entrevista.

Espero que el post de hoy te haya ayudado. Si te puedo ayudar como orientadora profesional contacta conmigo

No leo el currículum, sólo le echo un ojo


Lo que quieren los seleccionadores es, a golpe de vista, encontrar el candidato adecuado para el puesto.

El tiempo dedicado a ver tu currículum son solo 20 segundos, muchas veces menos.

Tienes que tener en cuenta a dónde se le van lo ojos a la hora de ver el currículum, sobre todo si lo haces en papel.

Si el currículum lo tienen en la pantalla del ordenador, sólo se echa un vistazo a la media hoja. Por lo que en ese espacio tiene que conseguir:

  • Demostrar que encajas en el puesto (tienes formación, experiencia y otros adecuados para lo que buscan)
  • Diferenciación con respecto a todos los demás currículum que ya le han echado un vistazo antes que el tuyo

Para eso, algo que puedes hacer es establecer el objetivo en tu currículum. Se trata de que a simple vista, nada más ver el currículum, el seleccionador llegue a la conclusión a la que debería si leyera todo el currículum.

El truco está en ser lo más especifico posible, darle antes la información que de verdad le importa y quiere leer.

Por ejemplo: “Camarera con experiencia de más de 10 años en hoteles de 4 estrellas”, es mejor que “Camarera”

Lo que provoca es crear interés, sobre todo si la oferta es para trabajar de camarera en un hotel de 4 estrellas.

Cada uno debemos conocer quiénes somos laboralmente que tenemos que llegar a esta conclusión. Para ello, tienes que hacer una autoconocimiento de tus conocimientos, habilidades, destrezas, puntos fuertes y débiles.

Recuerda que para oferta y para cada empresa hay unos requisitos más relevantes que otros. Es la razón primordial para que tengas que adaptar tu currículum a la oferta y empresa concreta.

Si piden idiomas, destácalo antes. Si piden experiencia ponlo antes que la formación. Si hay que trabajar con programas informáticos, ponlo para que lo lean antes.

Cualquier cosa con valor, antes de “en búsqueda activa de trabajo”.

Finalizo, espero que el post de hoy te ayude y si te puedo ayudar como orientadora profesional, contacta conmigo

Lleva el currículum personalmente a la empresa


Soy una gran fan de las redes sociales y de mostrar tu valía como profesional dentro de las redes. Sé que hay personas que dudan de la capacidad de las redes para buscar trabajo. Los entiendo y los comprendo. Prefieren el modelo tradicional. Yo creo que no son excluyentes. En nuestros días, podemos decir, que conviven los dos. Por lo tanto, es necesario estar en uno como en otro. Pero cada uno decide lo que quiere hacer.

Lo que las personas piensan es que usar las redes sociales para mostrarte como profesional es tener trabajo de manera inmediata. Y eso no es así. Hay que currarselo. No sé si más que de manera tradicional, pero si trabajárselo. No es fácil.

Lo que no podemos negar que lo que nos gusta es ver la cara. A todos. Cuando somos clientes, queremos ver la cara de la persona que nos está atendiendo. Y cuando somos vendedores, preferimos vender directamente.

Bien, esto funciona también en la búsqueda de trabajo. Queremos hablar directamente con la persona que selecciona. Y como seleccionadores, queremos ver la cara de la persona que me presenta el currículum.

Por eso, muchas empresas sólo llaman a las personas que les llevan su currículum a la empresa. Pero, recuerdo que muchas no quieren ni uno en su empresa (por los problemas con la LOPD).

¿Entregar mi curriculum en mano o lo envío por email?

De todas formas, no tengas miedo. Visita la persona que realiza la selección o la empresa que ha publicado el anuncio de la oferta. Mira también cómo es la empresa, dónde está, y que pinta tiene. Porque a lo mejor tampoco te interesa trabajar para ellos, la verdad.

Puede darse la casualidad que ya te haga la entrevista, te expliquen cómo van a hacer el proceso de selección, si te llaman o no, … cualquier cosa que siempre es interesante.

¿Se valora? La verdad que sí. Que te acerques, que vayas, que te intereses, es valorado por la empresa. Si en el correo o email recibe solo 1.000 currículum, y en la oficina sólo ha recibido en papel 15, ¿cuáles van a leer? Piensa.

Pero eso sí. No vayas de cualquier manera. No vayas de traje ni corbata, ni de traje chaqueta. Vete acorde con “algo improvisado pero muy pensado”, sobre todo si es para recepción, cara el público.

No trates mal a nadie. Si la persona que está en la recepción de la empresa no te da ninguna información o  no es muy agradable, tú siempre educado. Piensa que va a ser tu compa.

Pero no te olvides y que no te mientan. Lo que va a hacer la empresa nada más leer tu currículum, es buscarte en Google. Lo que vean de ti, es la imagen que van a tener de ti. Y si no estás… le van a parece peor. Recuerda “si no estás en Google, no existes”.

Espero que te haya gustado el post de hoy. Recuerda que si te puedo ayudar como orientadora profesionalponte en contacto conmigo.

Autora. Isa Loureiro. Orientadora Profesional

El currículum ciego: ¿fin a la discriminación?


Los currículum ciegos ya están funcionando en países de nuestro entorno como Gran Bretaña, Francia o Alemania. El gobierno de España (a través del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad) quiere empezar a testar este tipo de currículum con el objetivo de luchar contra la discriminación.

El currículum ciego es aquel en el que no figura el nombre, la edad, ni la nacionalidad y ni la foto. En algunos tampoco figura la universidad o el centro de estudios.

Desde mi punto de vista, el currículum ciego, a falta de resultado de las pruebas que se está realizando, es muy favorable para los candidatos porque la empresa no puede realizar esa primera criba de currículum, discriminando a personas por su sexo, edad, nacionalidad o lugar de realización de estudios.

Pero también es favorable para la empresa, porque al tener todos los candidatos con solo los datos laborales de experiencia, formación, habilidades, aptitudes y actitudes, y conocimientos puede seleccionar al mejor, evitando las etiquetas.

Sin embargo, una vez que la empresa vea al candidato en la siguiente fase del proceso de selección, la discriminación o rechazo seguirá, no se irá. Pero, nadie puede afirmar nada, ya que no hay datos ni experiencias para poder contrastarlas.

Si quieres conocer lo que es un currículum ciego, aquí tienes más información.

Espero que el post de hoy te haya ayudado. Recuerda que si te puedo ayudar como orientadora profesionalponte en contacto conmigo.

Autora. Isa Loureiro. Orientadora Profesional.

El currículum 3D


Empezamos un nuevo trimestre. El segundo del año. Muchos seguimos con nuestras rutinas. Es una buena época para continuar buscando trabajo. En muchos sectores ya empezó la temporada de contratación y en otros van a empezar a contratar para el periodo de vacaciones o por motivos de ampliar producción.

Me pregunto, ¿te crees que en dos folios DinA4 se puede poner toda la experiencia y baraje profesional, además de sus habilidades, destrezas, aptitudes, actitudes, y además reflejar lo que puede aportar a la nueva empresa sólo con un vistazo de 20 segundos?

Siempre decimos que el currículum es la mejor herramienta de marketing, pero como todas las herramientas de marketing hay que aplicarla en el momento adecuado y con las actualizaciones determinadas.

Pero si es verdad, que en el mundo de buscar trabajo, el currículum hace décadas que va sobre-viviendo. Pero en nuestros días hay necesidades nuevas que necesitan respuestas nuevas.

Muchas personas que están buscando trabajo (sobre todo en nuestros días) reparten currículums como si repartieran folletos en un semáforo o repartieran octavillas en los parabrisas de los coches. Van de empresa en empresa con fotocopias de currículum, que van entregando “por si acaso hay cae algo”.

Pero, cuando me lo cuentan, yo siempre pregunto: ¿Te han llamado para alguna entrevista? Muchos me dicen que no. Por eso llega la desesperación y la frustración.

Existen otras alternativas al currículum en papel de dos folios. Tenemos los perfiles de las redes sociales, la más conocida en Linkedin. Pero existen otros como Cvitt, Job and Talent, … y los perfiles de los portales de búsqueda de empleo, como Infojobs, Infoempleo, …. Y de los metabuscadores como Indeed.

Lo que te permite todas estas plataformas o redes son alternativas más funcionales para mostrarte como el mejor candidato para el puesto vacante.

Sé que hay personas (tanto buscadores como seleccionadoras) que no están muy de acuerdo con estos nuevos “currículum”, prefieren el tradicional (el papel o en pdf de siempre de 2 folios).

El currículum online lo pueden ver más personas, ya que se puede compartir con los contactos en las redes, y, además, se revaloriza con las recomendaciones que realizan los contactos.

Pero la verdad es que los seleccionadores prefieren acudir al currículum online, porque pueden hacer criba a través a “buscar etiquetas”. Lo que es más fácil buscar que leer un tocho grande de papel para buscar en mejor candidato.

Entre los dos modelos, no hay ninguno perfecto. Yo prefiero aquel que pueda aportar valor añadido. Donde me pueda mostrar “lo que soy y lo que sé”. Por eso prefiero los perfiles online, porque me dan una visión tridimensional. Es decir, puedo tener lo mismo que en el currículum de papel (dimensión 2), pero puedo añadir recomendaciones, actividades, red de contactos, habilidades, experiencias, etc. ¡Y lo mejor!: ¡Puedo verlo a golpe de vista!

No es sólo un currículum, es un currículum proactivo. Lo puedo compartir, lo puedo enviar más fácilmente, lo pueden leer de manera más fácil, me pueden buscar, lo ven personas que no pensaba que me iban a ver, etc. Mucho mejor que acumular pdf o Word en una carpeta o acumular un montón de papel en un cajón… que, la verdad, no voy ni a leer.

No lo dudes, pásate al currículum online …. mejor que el de papel.

Espero que el post de hoy te haya ayudado. Recuerda que si te puedo ayudar como orientadora profesionalponte en contacto conmigo.

Autora. Isa Loureiro. Orientadora Profesional.

Antes de enviar tu Currículum, ¡repásalo!


Hay unos fallos que todos cometemos en nuestro currículum. Estos fallos son corregibles. Por eso antes de enviarlo, repásalo, corrígelo.

Hoy vamos a comentar estos fallos para que los evites.

  • No incluyas cursos, experiencia, referencias, logros, … irrelevantes que no aportan nada para el puesto. Recuerda que el currículum no es una biografia, sino lo que sabes hacer y puedes aportar al puesto.
  • No seas excesivo original y creativo. Los currículums llenos de colores, fotos, imágenes,… llenos de creatividad, no dejan ver el contenido: quien eres tú como profesional. Llamar la atención puede ser negativo.
  • Los datos personales son los datos de contacto. No quiero saber tu religión, tu cole, todos tus hobbies,…. Necesito nombre y apellido, teléfono, email,… lo básico.
  • Repasa la gramática y las faltas de ortografía. Cuida la redacción, las expresiones y el léxico.  No uses palabras “fuera de uso”.
  • Tu currículum digital y tus redes tienen que tener su sitio. Todos los currículum tienen un espacio para las redes sociales, sobre todo el enlace de linkedin.
  • Las habilidades y las capacidades tienen que estar presentes y a “golpe de vista”, pero no te extiendas. No exageres ni mientas.

Bien, lo has revisado. Lo bueno es que te lo vea alguna persona de tu confianza que te pueda decir lo que lee y lo que ve.

Si no te llaman para la entrevista, el currículum no vale

Recuerda el articulo el currículum que me enviaste es el que me gusta y el currículum que me enviaste no me gusta

Si después de leer este articulo, necesitas ayuda para realizar tu curriculum, ponte en contacto conmigo.

Autora. Isa Loureiro. Orientadora Profesional